Ha habido muchas figuras históricas visibles que reivindicamos cada 8 Marzo, como Marie Curie o Lise Meitner, el género femenino también ha aportado mucho al conocimiento científico a lo largo de la historia como esposas, hermanas y mecenas, aunque su mérito se haya invisibilizado. Pero hay campos que le deben buena parte de su desarrollo a las aportaciones que han hecho las mujeres como la obstetricia y la botánica.

En secundaria El 51,2% de los chicos y el 42,7% de las chicas se decantan por el bachillerato científico. Las mujeres representan más de la mitad de la población universitaria. Si bien las plazas publicas de investigación ya están cercanas a la paridad, no sucede en las instituciones privadas, en las que la mujer ocupa un tercio de las plazas. Si observamos los datos de altos cargos investigadores, nos encontramos con que reproducen un mal típico de la sociedad; dependiendo de la institución, cuando vamos lanzando las mujeres ocupan entre 20 o en el mejor de los casos cerca de un 30 por ciento de los cargos relevantes:

Es remarcable que el techo de cristal lejos de ajustarse en estadística con las carreras con más presencia de mujeres, es aún más pronunciado. Los problemas que existen en el día a día de la sociedad no son ajenos al mundo académico y científico.

¿Pero, cuando decide una mujer que la ciencia no es para ella? Los estudios demuestran que las diferencias de interés por la ciencia entre hombres y mujeres comienzan muy pronto, hace poco se publicó en un estudio de una prestigiosa revista científica: “estudiaron a niños pequeños para evaluar cuándo emergen esas percepciones diferenciales. A los 5 años, los niños parecían no diferenciar entre niños y niñas en cuanto a expectativas de <<realmente, realmente inteligentes>>. Pero a los 6 años, las niñas estaban preparadas para agrupar a más niños en la categoría de <<realmente, realmente inteligentes>> y para alejarse de los juegos destinados a <<realmente, realmente inteligentes>>”. (revista Science Magacine) Es decir, según ese estudio, entender que los juegos para personas brillantes, son cosas de chicos forma parte de los procesos de socialización secundaria que aparecen después de los contactos familiares; en la escuela y con el aumento de consumo de productos culturales televisivos. Teniendo esto en cuenta toma más sentido el hecho que la diferencia entre países sea desigual, ya que no atiende a causas naturales, si no culturales.

  • Este anuncio de “Barbie”, hace referencia a lo que os contamos y valoramos en el artículo, mirad

La ciencia es la protectora de la humanidad, a menudo su única salvación. No importa que problemas genere el ser humano con nuestros comportamientos. Sólo la ciencia se ha mostrado capaz de rebatir y reparar el daño, el odio y a la ignorancia. No obstante, la ciencia es exigente, y si necesitamos que solucione nuestros problemas futuros necesitamos que todo el capital humano posible dedicado a ella.